10 de abril de 2016

La tierra prometida



Omar miró a través del ojo de buey, solo se veía aquella rugosa superficie, llena de protuberancias que se extendían allá donde sus ojos alcanzaran a mirar. Un paraje inhóspito, donde no se veía nada, ni un solo ser vegetal o animal, excepto ellos y aquel polvillo gris que todo lo impregnaba.
Más lejos, diseminadas, las construcciones de la base que hacía meses habían empezado a construir y algún que otro trabajador que se desplazaba, como un muñeco en su traje espacial, de un lado a otro.


Él fue de los primeros que se ofreció voluntario, la oferta era buena, el destino la luna. A pesar de ser solo un satélite, resultó una mejor opción que la que tuvieron aquellos que esperaron creyendo en soluciones mágicas de una tierra mejor. 
Venus y Marte fueron los siguientes, sin saber a qué se enfrentaban, planetas apenas sin explorar, casi sin opciones, pero en la tierra tampoco ya les quedaba nada.

En un tiempo récord todo estaba organizado, ningún Estado alzó la voz y todos contribuyeron económicamente, alabando la valentía de esos pioneros. ¿Voluntarios? ¿Descubridores? ¿Colonizadores? Hipócritas.

¿Y esas duras pruebas a las que se sometían los astronautas? Para ellos no hubo ninguna, apenas cuatro enseñanzas básicas para sobrevivir y allí los mandaron. Sí hubo, fotos y palmaditas en la espalda y también, sonrisas de satisfacción y alivio.

La mayoría eran ingenieros, físicos, médicos, arquitectos, gente formada…pero en ese peregrinaje sin sentido, por media Europa, habían acabado sintiéndose parásitos, indeseables, a los que nadie quería y que no merecían nada.

Omar sonríe con tristeza, solo buscaban escapar de una guerra absurda que ellos no habían provocado.  

La propuesta, por tanto, había sido irresistible, volver a sentirse útiles sabiendo que sus familias no pasarían hambre. No pensó en su seguridad, solo en los suyos.

Omar había perdido la cuenta del tiempo que pasó y de los que murieron en el intento, él lo había conseguido y ahora, allí estaban, juntos. 

El hombre miró a su mujer y a sus hijos durmiendo en las estrechas literas. No se engañaba, sabía que costaría tiempo acostumbrarse a esa nueva tierra, recuperar la sonrisa y la dignidad que algunos habían intentado borrar en ellos, así como olvidar la pesadilla de no sentirse nadie, pero ahora estaban vivos, juntos y había paz.
A su alrededor no había lujos. Ni uno, no se engañaron, muchos se quedarían en el camino para construir esos asentamientos en mundos inhabitados, hacerlos posibles, eran cobayas que no importaba que murieran, ¡había tantos!, pero nada de eso los desanimaba, cuando no hay opciones uno se agarra a lo que sea, por malo que parezca.

Ahora, aunque allí arriba todo es distinto y precario, es una nueva oportunidad y así la viven. 

Atrás dejaron aquellos campos de refugiados en lo que aún no habían acabado de llegar y ya los echaban, sintiendo en sus carnes el desprecio de unos países que solo veían en ellos gastos y problemas.

Invisibles, no se les preguntaba, no eran nadie, no eran nada.

Sus voces se extinguían mientras clamaban por una oportunidad de vivir en paz.

Y nadie los escuchaba.

Mientras se repartían cuotas que ningún país quería cumplir.

Los confinaban en campos de refugiados donde malvivían, hacinados casi como animales, con recortes alimentarios, sin servicios de salud y por supuesto, sin colegios para sus niños, mientras dirigentes inútiles y gobiernos sin entrañas seguían jugando al despiste y ellos se morían en viajes imposibles, explotados por mafias e indeseables que traficaban con el sufrimiento ajeno.

Y había llegado la solución.

Ya no había lugar para ellos en la tierra, ni uno solo.

Si sufrían, no importaba.

Si morían, llegarían más.

Solo construir esos asentamientos y si sobrevivían, y eso, dependía de ellos, podrían llamarlo tierra. Y en eso estaban…

Image and video hosting by TinyPic

78 comentarios :

  1. Este relato está escrito para un taller literario en el que se trataba de contar una historia que sucediera en la luna.
    La situación infame con los refugiados me hizo pensar con ironía en que aún a nadie se le había ocurrido mandarlos mucho más lejos...
    Tristeza, impotencia, desolación, indignación...son algunos de los sentimientos ante lo que está pasando y esa incapacidad para detener esta absurdidad.

    ResponderEliminar
  2. Estupendo relato, Conxita. Me ha encantado. Enhorabuena.
    Se nota que tu corazón está tocado por la situación.
    Un beso, guapísima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Elisenda,
      Me alegra que te haya gustado.
      Tienes toda la razón, ver lo que está pasando y lo que se está haciendo, me parece terrible.
      Un saludo y que acabes de pasar una buena tarde de domingo.

      Eliminar
  3. Diría yo que sería más fácil llegar a la luna que encontrar una solución para el problema de los refugiados. Es tristísimo que lo único a lo que aspiren sea a avivir en paz.
    Y en el supuesto de que allí en la luna hubiese habido vida, seguro que los "lunáticos" serían más acogedores que los "terrestres".
    Me ha encantado, Conxita. Has tenido una idea muy original con este tema tan candente y creo que te irá bien en el concurso. Yo, por lo menos, así lo deseo para ti.
    Un beso cargado de mucha suerte

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Chelo.
      Estoy de acuerdo que parece más cercano que lleguen a la luna a que sepamos resolver este tema tan terrible, en que lo único que quieren es vivir en paz.
      Esta vez no se trata de un concurso, sino de un taller en el que se marca un tema, un número de palabras y se escriben los relatos, pero muchísimas gracias por esos buenos deseos.

      Siempre tan encantadora y dulce.

      Un beso guapa y feliz semana

      Eliminar
  4. ME ha gustado muchísimo tu enfoque, Conxita. Dice mucho de ti el tema que has elegido y la forma de contarlo, de la bondad de tu corazón y de como te preocupas por estos temas que deberían estremecernos a todos.
    Otra cosa que me gusta mucho es como has conseguido que, del montón de basura que Europa está creando con el asunto de los refugiados, has conseguido sacar un rayo de esperanza pese a lo cruel y duro que es.
    FElicidades.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Eme.
      Es cierto que es un tema que no puede dejar indiferente, solo se tiene que mirar y ver el sufrimiento de personas que buscan la paz y una mejor vida. Nada más.

      Ojalá se encuentre la manera de resolverlo, pronto y bien.

      Me alegra que te haya gustado el relato y muchísimas gracias por esas palabras tan bonitas que me dedicas.

      Eres muy dulce.
      Un beso

      Eliminar
  5. Muy original el relato y bien escrito. Cada día que pasa, la situación con los refugiados es más inhumana. ¡¡Qué vergüenza!!

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias U-topia por tus palabras.

      Salió la historia así porque no podía quedarme callada con lo que está pasando y aún en una historia de ficción sale la vergüenza y la indignación por lo que está pasando.

      Un abrazo

      Eliminar
  6. Muy bueno tu relato! Original tu enfoque. Y qué triste la situación de los refugiados. Cuánto sufrimiento, cuánto dolor... Y lo peor es que cada día la solución parece estar más lejos...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Margari.

      ¿Qué más falta qué les hagan? y así apareció ese "enviarlos a la luna", mira que igual acaban viéndolo una salida...

      Lo triste es como tú dices la solución cada día está más lejos para unas personas que solo quieren vivir en paz.

      Un beso

      Eliminar
  7. Un relato duro por cuanto tiene de realidad y de crítica a una situación muy triste. Como dices, cuando no se tiene nada, cualquier cosa "parece" una oportunidad; aunque esa oportunidad no la hubieran querido muchos que se consideraban acomodados en sus hogares. Tu relato da mucho que pensar y me parece muy bueno, Conxita. Ojalá que con la reflexión bienintencionada de todos se solucionara el terrible y desgarrador problema :((

    Un fuerte abrazo y feliz comienzo de semana!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Julia,
      Me uno de corazón a ese "Ojalá con esa reflexión bientencionada de todos se solucionara el problema!!!
      Si a muchos de los que deciden, les tocara ponerse en el lugar de aquellos que dejan su tierra con su familia buscando la paz y vivir, igual las decisiones empezaban a ser otras.

      Feliz semana también para ti, un beso.

      Eliminar
  8. En tu relato describes muchas cosas que están pasando, como los refugiados, las guerras y otras que si seguimos por el mismo camino, sería posible que llegaran a suceder, como la destrucción del planeta por la mano del hombre y la necesidad de buscar otras tierras. Hay muchas películas de ficción que tratan este tema y sin embargo, lo vemos lejano, como si no fuera posible. Hay mucha gente que está concienciada pero los intereses económicos son los que mandan en la vida del planeta y de las personas.
    Me ha gustado mucho. Un relato para reflexionar y ser conscientes de muchas cosas.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Abril no es un mes,
      Como dices no solo es esta crisis de los refugiados, son las guerras, agotar los recursos, ...es en definitiva ese relacionarnos con nuestro entorno de forma agresiva en lugar de agradecida.
      Mandan los poderes económicos pero ¿cuando no quede nada...? A mi me viene a la cabeza ese poema de Martin Niemoller, atribuido falsamente a Bertol Brech.
      "Cuando los nazis vinieron a buscar a los comunistas,
      guardé silencio,
      porque yo no era comunista.
      Cuando encarcelaron a los socialdemócratas,
      guardé silencio,
      porque yo no era socialdemócrata.
      Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas,
      no protesté,
      porque yo no era sindicalista.
      Cuando vinieron a por los judíos,
      no pronuncié palabra,
      porque yo no era judío.
      Cuando finalmente vinieron a por mí,
      no había nadie más que pudiera protestar.»

      Saluditos

      Eliminar
  9. Escalofriante, Conxita, Bravo!
    Una genial denuncia. Y creo que no andas muy lejos de en que puede terminar todo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Celia,

      Escalofriante es la palabra, perfectamente escogida para describirlo.
      Es difícil callar ante la indignación y la impotencia. ¿A dónde nos lleva toda esta triste situación?

      Besos guapa

      Eliminar
  10. Los que realmente se encuentran en la luna son los dirigentes europeos que deberían poner remedio a este drama humano de los refugiados; su inhibición ante este problema es indignante.
    Espero que los protagonistas de tu relato consigan construirse un hogar por sus propias manos ya que quienes podrían ayudarles no lo van a hacer.
    Me ha gustado mucho tu historia pero también me ha dejado muy triste pues, con los pies en la Tierra, soy consciente que esos pobres desterrados no tienen ninguna Luna donde poder descansar y vivir.
    Un beso terrestre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Kirke por tu comentario.

      Es tristisimo porque de acuerdo contigo, esos pobres desterrados ni siquiera tienen una Luna a la que poder acogerse, en la que vivir en paz.

      No hay sensibilidad, no hay ideas y no hay ganas de parar esta barbarie que entre todos se ha generado.

      Un beso guapa

      Eliminar
  11. Un bello y duro relato de lo que están pasando estos seres humanos que parecen ser invisibles para todos los gobiernos que no quieren hacerse cargo de ellos, ni de sus necesidades.
    Poco recuerdan cuando ellos necesitados emigraron a otros lares .
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo Ilesin, los han hecho invisibles y se los ha silenciado, no se les pregunta, no se les dice...y pocos recuerdan a todos esos otros immigrantes.

      Es duro, no lo hagamos aún peor, a nadie le gusta abandonar su casa, su tierra, su país...

      Gracias por tu comentario.

      Un abrazo

      Eliminar
  12. Muy bueno Contxita. A mí este tema me toca mucho la fibra sensible. Todo el tema de los refugiados no es más que el resultado evidente de la “honradez y esmero” de cuanto ha generado mi querida Europa. De vergüenza!!!
    Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Marybel,
      Ese tocar la fibra sensible permite tener esperanza, son muchas las fibras sensibles que existen, que claman para que se acabe esta vergüenza que muchos de los "honrados" estados han generado. Ya ni siquiera se trata de buscar culpas, se trata de buscar soluciones.

      Un beso guapa

      Eliminar
  13. Quizás, para sobrevivir a los lunáticos, tendrán las gentes que marchar a la Luna o más allá.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto Soros...¿dónde están realmente los lunáticos? ¿Cómo sobrevivirlos? Da miedo que ellos sean los que deciden.

      Muchas gracias por tu comentario.

      Un saludo y Feliz semana.

      Eliminar
  14. "Si ayudo a una persona a tener esperanza, no habré vivido en vano."
    Y, si esa persona soy yo mismo, con más motivo, porque me tendré que ayudar a diario.
    Bonito artículo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Lan por tus palabras.

      Tener esperanza, ojalá. Cada día, gran deseo.

      ¡¡¡¡No vivir en vano!!!!

      Un saludo y Feliz semana

      Eliminar
  15. Poco me resta decir que no te hayan dicho ya Conxita. Sólo que me uno al resto de felicitaciones por lo acertado de tu relato. Te has servido perfectamente de la ciencia-ficción (a menudo es un recurso inestimable para este tipo de relatos) para poner sobre la mesa un tema muy actual y bastante grave. A veces (muchas más de las que quisiera) pienso que no nos merecemos el planeta que tenemos, y me siento afortunado de pertenecer a esta especie, aunque me cuesta un poco más sentirme orgulloso. Enhorabuena por tu relato, por la sensibilidad que has demostrado y por lo bien que la has expresado. Me gustan las historias de ciencia-ficción y con ésta me has tocado la fibra
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Isidoro por tus palabras.
      Me alegra que te haya gustado el uso de la ciencia ficción para resolver esta triste situación, parece que la realidad no lo consigue y lo peor, ni lo intenta.
      Tienes razón que somos afortunados por vivir en el planeta que tenemos al que tampoco valoramos ni cuidamos y que nuestra especie, en algunos momentos deja mucho que desear.

      Un abrazo y feliz semana

      Eliminar
  16. Has conseguido darle ese giro inesperado a una historia de ficción en donde todo en principio es previsible, el planteamiento del relato mezcla de la realidad actual con los refugiados crea la sensación de impotencia y deja la interrogante sobre nuestras cabezas ¿Es tan fácil encontrar soluciones a una problemática tan exacerbante?¿O igual de difícil que encontrar vida en otros planetas?
    Un relato curioso y alejado de lo que nos tienes acostumbrados.
    Un beso compañera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Francisco por tus palabras,
      Es cierto que es un relato distinto de lo que escribo, más dictado por la indignación y la impotencia.

      Sabes que empiezo a pensar que es mucho más difícil solucionar los problemas en la tierra que encontrar vida en otros planetas y que si hay vida, esos otros se esconden de nosotros y claro viendo como trata la especie humana a los suyos, ¿qué va a hacer con aquellos extraños..?

      Un beso y que tengas una gran semana

      Eliminar
  17. Un muy buen relato que describe la marginación, la indiferencia y hasta el maltrato al que están sometidos los inmigrantes por parte de los países "civilizados". Si existiera esa opción que describes, no dudarían en aplicarla. Y los refugiados, de aceptarla. Cualquier cosa antes de morir de inanición o bajo las bombas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Moltes gràcies Josep Ma.
      Desgraciadamente solo tenemos que mirar las imágenes que día tras día nos traen las televisiones para que se remuevan todas las conciencias excepto las de los dirigentes. Se trata de vivir en paz, solo eso, vivir en paz.

      A mi cuando lo escribí casi me extrañó que no hayan pensado en apartarlos de nuestras vistas, si no vemos...no existe.

      Terrible lo que estamos haciendo en la vieja Europa.
      Un saludo

      Eliminar
  18. Prefiriría mandar a la luna o a cualquier planeta inhóspito a los mandamases que provocan y consienten situaciones tan inhumanas como estos campos de marginados que son una vergüenza para cualquier ser humano. Y humanidad es lo único que habría que dejar en este planeta llamado tierra. No la habitarían muchas personas, no.

    Muy buen relato, bien traído la realidad a la ficción, difícil distinguir ya ambas.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé Ana...igual en la luna estaban demasiado cómodos...igual a uno de esos campos que a ellos les parecen tan divinos.

      Eso es lo que se debe recuperar la humanidad y el respeto por nuestros iguales.

      Dicen que la realidad con frecuencia supera a la ficción, desgraciadamente lo vemos cada día.

      Un abrazo

      Eliminar
  19. Tocas un tema, el de los refugiados, que me llega muy dentro, Conxita. Me duele cada vez que veo sus rostros entre la esperanza y la desesperanza. Sólo espero que los mandamases no lean tu magnífico relato no sea que se les crucen los cables y los manden a la luna. Un beso, querida Conxita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ana,
      Cuanta sensibilidad en ese "me duele cada vez que veo sus rostros entre la esperanza y la desesperanza", tal y como es...duele y mucho.

      Ver esas imágenes provocan las lágrimas de impotencia y de dolor por los que sufren.

      Un beso guapa

      Eliminar
  20. ¡¡ Que buen relato !!

    Y que original.

    Para quienes tienen que huir de sus casas para sobrevivir hay muy buenas palabras y la invitación de que se instalen en cualquier otro país que no sea el nuestro.

    Bien trasladado hasta el limite el problema. Buena idea y bien escrita.

    (Voy a hacer un pantallazo de mi comentario por si hay un complot contra mi escritura y desaparece la marca de mi presencia... que igual alguien se cree que ya no soy fan de este sitio).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Guille,
      Pues es así como lo dices...que se instalen pero no en el nuestro.

      Mucha hipocresía, con buenas palabras la gente no come ni vive en paz.

      Siento que sigas con tus problemas con los comentarios en el blog, este se ha quedado sin ninguna duda. Me alegra que te sientas un fan de este sitio, a este blog y sobre todo a su autora, le encantan los comentarios y saber qué os parece lo que escribo.

      Gracias por comentar, feliz martes.

      Eliminar
  21. ¡Muy buen tema para reflexionar, Conxita!
    No sabes como mantengo la esperanza de que algún día no muy lejano los hijos de estos emigrantes logren desterrar para siempre de este planeta a esa élite en la sombra que maneja los hilos de este Nuevo Orden MUndial, que en las distintas y secretas reuniones del famoso club Bilderberg diseñan la estrategia a seguir por sus fieles marionetas: políticos, economistas, científicos, líderes religiosos, periodistas, gente influyente de todos los ámbitos mundiales que tras cada reunión deben cumplir las órdenes que dicha élite les marca como hoja de ruta, puesto que la inmensa mayoría desconoce toda esa trama tan secreta que quita y pone gobernantes hechos ya a medida de antemano. Es un tema demasiado complejo de explicar con unos cuantos renglones si no se ha profundizado antes en esta materia, que por supuesto gracias a Internet se va descubriendo como todo lo que creemos como autoridades, organizaciones o instituciones de renombre mundial que hemos respetado como democráticas y al servicio de la humanidad, no son más que HUMO y MENTIRA para desviar la atención y mantener un orden perverso e inhumano. Supongo que ya a estas alturas a nadie le debería todavía sorprender como ese "atentado de las Torres Gemelas" solo fue una puesta en escena para acabar con tantos derechos conquistados y la libertad de un mundo civilizado que ofrecía demasiada desconfianza para esa élite que pretende imponer con puño de hierro sus criterios y la mejor forma es inculcando el rechazo a otros seres humanos tan inocentes como aquellos nativos de antaño que sin comerlo ni beberlo murieron por "herejes o infieles" de otros insensatos títeres del imperio de antaño. Como verás la "cadena" de ignorancia se repite cada cientos de años... No me gusta ser pesimista pero tampoco inconsciente de esta realidad tan abrumadora. ¡Ojalá no se lo pongamos tan fácil a esa élite y salgamos de la espiral de ignorancia en la que muchos sigues todavía!

    Un saludo cordial y me parece admirable tu espíritu sensible a todo este sufrimiento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Estrella por tu comentario.

      Hay tanto que desconocemos, se nos manipula, se nos esconde información y se nos engaña, tienes toda la razón y acaban pagando siempre los más desfavorecidos y los más débiles.

      A veces es difícil ser optimista pero de poco sirve abandonar la esperanza, o retomando la frase de este relato, de Martin Luther King "Si ayudo a una sola persona a tener esperanza, no habré vivido en vano".
      A mi me gusta pensarlo.

      Un abrazo

      Eliminar
  22. Un excelente relato por el que te felicito sinceramente.

    Un placer leerte.

    Muchas gracias y un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias Amalia por tus amables palabras, las agradezco de corazón.

      Me alegra que te haya gustado.

      Un abrazo y feliz semana

      Eliminar
  23. No solo el tema de los refugiados. Me ha hecho pensar también en las familias que han de emigrar a otro país buscando una vida mejor y partir de la nada. También el hecho de que nos estamos cargando el planeta y no solo medioambientalmente. Desgraciadamente, más que un relato de ciencia ficción es un relato muy realista.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Lorena.

      Es cierto como tú dices que es extrapolable a cualquier persona que ha de emigrar a cualquier lugar buscando una vida mejor, es así. Eso solo es ya durísimo y encima que te traten fatal...no es justo.

      Y sobre nuestro planeta, de acuerdo contigo, nos lo estamos cargando y no hacemos nada para pararlo y detener todo aquello que lo daña.

      ¿Cuándo aprenderemos a ser sabios y a respetar y a agradecer lo que nos rodea?

      Un beso guapa

      Eliminar
  24. A los que yo mandaría a a luna, sería a los incompetentes de los líderes políticos y empresariales, que solo ven por sus propios intereses. Dicen representar el sentir de un pueblo, cuando en verdad se dejan prostituir entre sí por más poder, estatus y dinero, y terminan haciendo la voluntad que han acordado en secreto, entre cuatro paredes.

    Convierten la guerra en negocio. De todo hacen un beneficio para sí mismos. Que haya crisis en el medio oriente, a más de alguien le debe convenir, puesto que de otro modo se hubiese solucionado. Sé que es complejo el tema, pero aún así habrían mejoras en vías de una paz duradera. Pero siempre hay manos negras en todo, que mueven los hilos y dirigen los desdichados destinos de millones. Sé que no he dicho nada nuevo, pero, tal como tú Conxita, yo también escribo desde la indignación.

    Y al primero que mandaría a la luna, si es que no a Plutón, sería a Bashar al assad. El sinvergüenza culpable de la guerra en Siria. Uno de los tantos.

    Buen texto, saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Julio David,
      Pues creo que antes ya lo comentaba, mira que la luna me parece demasiado buen lugar para ellos, para todos esos inútiles que dicen representarnos.

      Estoy de acuerdo contigo en que todo es un negocio, intereses económicos que priman por encima de las personas y como bien dices, no se resuelve porque algunos están ganando mucho dinero con esta guerra y con esta situación infame.

      Muy injusto y muy indigno.

      Un saludo

      Eliminar
  25. Hola Conxita.

    Como ya te han comentado, una idea brillante y acertada situar la terrible realidad de los refugiados en la inhóspita luna. Has utilizado la ironía desde un punto de vista muy original y sin perder la perspectiva de la gravedad en lo que cuentas.
    Un gran relato, pertinente, como lo es tu mirada para contárnoslo.
    Un placer leerte.
    Cuídate!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Paco por tus palabras.
      Me alegra que te haya gustado ese uso de la ironía en unos hechos tan graves y dolorosos, me pareció que lo que está pasando es tan absurdo e irreal que mi relato debía llevarlo al extremo.

      Un saludo

      Eliminar
  26. Mirando fotografías de los refugiados vi que la mayoría son gente joven, ellos huyen de la guerra. Hombres jóvenes que pudieron enrolarse en filas de los otros jóvenes de los que sí se quedaron para defender sus creencias y su tierra.
    Y si en Europa estalla la guerra, esos jóvenes seguirán huyendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Chaly por leerlo y por tu comentario.

      Ojalá no hubieran guerras y sobre todo que ninguna creencia las provocara, ojalá hubiera más diálogo, más educación y aprender a convivir en paz a pesar de nuestras diferencias.

      Ojalá aprendiéramos a respetarnos.

      Un saludo

      Eliminar
  27. Pobres los miles de Omares que viven esa situación y miran, no tras un ojo de pez, si no a través de las verjas de la alambrada. Huyen de la barbarie para caer en la indiferencia... no sé qué será peor a sus ojos que ahora ven lo peor de las dos partes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Holden por pasarte.
      Si como dices huyen de la barbarie para caer en la indiferencia...triste, muy triste.
      Esos dirigentes que no dan la talla y arbitran soluciones indignantes, totalmente indiferentes al sufrimiento de las personas, solo buscan la paz, mientras los poderes económicos siguen generando ganancias con la miseria y la guerra.

      Un saludo y feliz finde

      Eliminar
  28. A poco que lo reflexiones, te sobrecoge. Losespartanos ya lo solucionaban eliminando los tullidos y delincuentes arropjandolos desde el monte Taigeto. Cuidado que la historia siempre se repite.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marcos,
      Tienes razón que es sobrecogedor, muchísimo.

      Parece que esa práctica de deshacernos de los que no importan se ha repetido a lo largo de la historia, con terribles consecuencias para los más débiles, claro. Horrible, no se aprende.

      Un saludo

      Eliminar
  29. Qué pena tan grande... Nadie está libre de convertirse en uno de ellos. Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mi Álter Ego por tu visita.
      Muy cierto tu comentario, nadie está libre de encontrarse en esta misma situación, por mucho que parezca imposible.

      Un saludo

      Eliminar
  30. A veces uno tiene la impresión de que todo es un gran absurdo... Lo absurdo reina en el mundo... Pero luego uno recapacita y piensa que no, que todo tiene todavia solución. Ojala sea asi, amiga

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ildefonso,
      Ojalá tengas razón y se encuentre una solución que tenga en cuenta a esas personas que tanto sufren y que solo quieren vivir en paz.

      El mundo es muy absurdo porque parece haber olvidado lo que realmente es importante.

      Un saludo y feliz sábado

      Eliminar
  31. Me gustó mucho tu relato, parece una cosa y resulta otra. Por otra parte y sinceramente viendo lo que vemos es que no me extrañaría nada que decidieran hacer eso meter a toda esa pobre gente en un cohete y enviarlos al espacio, por que aunque su único pecado es ser victimas de gente que lucha en nombre de un Dios y de otra que pasa de todo por que no hay nada en ese país que les interese, la cruda realidad es que no les importa a casi nadie. Un gran texto.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Mariola.
      Será que aún no se les ha ocurrido o que igual se salvan, porque resulta más caro.
      Es muy triste, quieren vivir en paz, algo tan simple y tan difícil.
      Tú lo has dicho "No importan a casi nadie".

      Un saludo

      Eliminar
  32. Salieron de una guerra con la esperanza de una vida mejor, cuando la realidad supera a veces la ciencia ficción. Extraordinario relato, Conxita con el en el que nos acercas a la cruel e ingrata situación que están viviendo unas personas que no deberían de tenerla, si todos los países colaborasen para un bien común, pero mientras por medio haya "intereses" las cosas van a cambiar poco, en todo caso queda esa esperanza, la paz y una vida digna.

    Me gustó mucho tu forma de expresar una verdad que en cierta manera la estamos viviendo todos.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Mila por tus amables palabras, gracias de corazón.
      La realidad supera a la ficción y sino solo tenemos que ver esas terribles imágenes por televisión y ver como se nos parte el corazón ante esa falta de soluciones y ese trato.

      Como bien dices solo quieren paz y una vida digna, que es lo que todos queremos.

      Un saludo y feliz sábado

      Eliminar
  33. He colaborado en campos de refugiados marroquíes y subsaharianos y me alegra que aún haya gente que golpee nuestras conciencias con sus letras¡¡ gracias por tus palabras¡¡¡ genial relato¡¡¡ ficticio pero más cerca a la realidad de lo que creemos¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias a ti Francis por tu aportación en dar esperanza a los que lo necesitan, en el lugar en el que lo necesitan.
      Mis letras solo intentan contar mi indignación y mi rabia y quizás hacernos pensar, pero lo que tu haces es mucho más real y efectivo.

      Un beso

      Eliminar
  34. Soy amigo de Soros y ya estoy deseando que escribas algo nuevo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Lan, bienvenido de nuevo a este blog.

      Soy de las "lentas" escribiendo, tengo poquito tiempo y no puedo escribir con mucha frecuencia, eso sí intento publicar cada quince días, así que esta próxima semana espero tener acabado mi relato y que te guste.

      Te invito a pasarte por algunos de los antiguos relatos que tengo en el blog y que me des tu opinión, me encantará saber qué te parecen.

      Un saludo de domingo

      Eliminar
  35. Qué triste la situación de los refugiados y qué buen relato el tuyo. Gracias por compartirlo con nosotros. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Tizire,
      La situación es muy triste y parece que las opciones no son muy buenas para estas gentes que huyen de una guerra y que solo buscan vivir en paz.
      Un saludo

      Eliminar
  36. ¡Hola, Conxita! No deja de ser triste que tengamos que saludarnos con estos motivos, pero todo ayuda y, así, se multiplican la voces, que, tal vez, sean oídas en las poltronas parlamentarias.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es triste la situación Ignacio y sí como dices se trata de multiplicar las voces a ver si así les llegan a los que deciden, pero mucho me temo que esos ni gritando se enteran.

      Gracias por pasarte y leerlo.
      Feliz semana

      Eliminar
  37. Un texto plagado de sensibilidad que demuestra tu buen corazón. Y es que hemos llegado a unos extremos tan infames, que muchas veces no hay ni corazón ni conciencia.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Maripaz por tus bonitas palabras.

      La situación, como bien dices es tan infame que, con mucho supera cualquier ficción que uno pueda imaginar.

      Un saludo y feliz semana

      Eliminar
  38. Respuestas
    1. Muchas gracias Jose María, me alegra que te haya gustado.
      Un beso y feliz semana.

      Eliminar
  39. Un estupendo relato, lleno de dolor pero a la vez se puede ver un rayo de esperanza.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felipe agradezco tus palabras.
      Siempre me gusta pensar que en medio de una tormenta, la peor, cuando todo parece muy negro, al final el sol siempre acaba saliendo.

      Espero que finalmente se ponga un poco de sentido común y mucha humanidad y se solucione esta terrible infamia que se está cometiendo.

      Un saludo

      Eliminar

Mil gracias por tu comentario.
Conxita

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... !--Inicio Ley cookies PdB-->